Condiciones básicas para el parto natural

Para que se pueda dar un parto que no tenga como premisa última que la mujer tiene que sufrir, deben darse una serie de condiciones básicas.

Para que se pueda dar un parto que no tenga como premisa última que la mujer tiene que sufrir, deben darse una serie de condiciones básicas. Estas son necesarias para cuidar la salud y estabilidad de tu bebé. Para que se presente un parto natural debes cumplir con:

Condiciones para un parto natural ideal

Respeto por la intimidad.

En este sentido, favorecer todo aquello que contribuya a generarla. Una habitación adecuada, luces tenues, personal especializado y amable, temperatura agradable, presencia de la persona o personas queridas.

Respeto por el reflejo de expulsión fetal.

Muchas veces los que atienden en el parto pretenden decidir cuándo la mujer tiene que pujar y cuándo no. El reflejo de expulsión fetal es esa necesidad imperiosa de empujar que en un momento dado tiene la mujer, y que no puede controlar.

Esto es mucho más sencillo de lo que parece y no necesita ni órdenes ni señales. Si este momento se respeta, el bebé nace al cabo de pocos instantes.

No abuso de la medicalización.

No utilizar medicamentos durante el parto, ya sea para provocar contracciones, como es el caso del goteo, que aumenta los dolores, ni tampoco anestesias cuando no son requeridas por la misma mujer.


Respetar el vínculo afectivo entre la madre y el bebé.

Esto se consigue no separando a ambos inmediatamente después del parto y favoreciendo la lactancia precoz, desde poco después del nacimiento.

Te puede interesar

Síntomas del parto cercano

La señal más importante que indica que ha llegado el momento del parto es sin dudas el comienzo de las contracciones de parto. Sin embargo, existen también algunos otros síntomas que pueden alertarte sobre su proximidad.

La señal más importante que indica que ha llegado el momento del parto es sin dudas el comienzo de las contracciones de parto. Sin embargo, existen también algunos otros síntomas del parto que pueden alertarte sobre su proximidad.

Sensación de que el bebé está más bajo. Al prepararse para el canal de parto, el descenso del bebé presiona el pubis. Esto puede ocurrir unas semanas o momentos antes del parto.

Síntomas del parto

Aumento de las secreciones vaginales en el embarazo: pueden ser transparentes, rosa o con rastros de sangre. Es la pérdida del tapón mucoso, que puede producirse unos días u horas antes del parto.

Rotura de bolsa: es la descarga de flujo acuoso de la vagina, un líquido caliente que corre por los genitales. Esto puede ocurrir varias horas antes de que comiencen los dolores de parto o durante el parto.

¿Cuándo llamar a tu obstetra por tu síntomas de parto?

  • Siempre que se rompa la bolsa de aguas, incluso si no sientes dolor ni contracciones.
  • Si el bebé ha dejado de moverse en tu panza.
  • Si hay hemorragia vaginal distinta a las secreciones con rastro de sangre.

Si no tienes ninguno de esos síntomas, el método para identificar el momento para llamar a tu médico es calcular el tiempo entre una contracción y otra. Si las contracciones son intensas y regulares, se acorta el tiempo entre una y otra y moviéndote o cambiando de posición no te alivia el dolor, llama a tu obstetra.

Quédate tranquila, hay tiempo. Desde que se inicia el trabajo de parto hasta el nacimiento pueden pasar de 8 a 12 horas.

Te puede interesar